La distancia adecuada….

image

Nos acomodamos, nos conformamos y nos quedamos ahí,  en nuestra perfecta zona de confort, dónde todo lo que sucede es siempre lo mismo.

Sin darnos cuenta,  cuál camaleón,  nos hemos mimetizado con el grupo, y,  aquel futuro prometedor y lleno de aventuras que imaginábamos desde niños, se ha transformado en una foto plana, sin matices, sin emociones, llena de rutinas a repetir, de palabras corteses, de seguridad encubierta por el aburrimiento,  de vidas previsibles y grises.

Viajes planeados con la familia, con los amigos de siempre,  a los mismos lugares, a los mismos restaurantes, comiendo lo mismo,  hablando de lo mismo, y son vacaciones?

La semana laboral?
Las mismas reuniones,  los mismos clientes,  exactos objetivos.  Aparcamos en el mismo sitio, tomamos siempre lo mismo a la misma hora y en el mismo lugar.

Animales de costumbre,  ocultos en la masa, uniformados como la mayoría,  sin querer destacar,  aunque a veces nos apetezca, nos chuchurrimos, mustios en nuestra propia maceta.

Y aún no es tarde, prueba hoy a hacer eso que tanto te apetece, sal un rato a la zona de inconfort !

Sin miedo, la magia está ahí,  fuera, en lo desconocido.  Es fácil: pones un pie y luego otro, y uno más y estás fuera!

Si te gusta tu jefa, díselo! 
Invitala a una copa al salir de la oficina y conócela mejor, como persona. Estoy segura que debajo de su coraza hay una persona esperando que la hagan sonreír -esto es extensible al vecino del quinto,  el chico que te sirve el café y también para aquella optometrista tan amable que te ayudo a escoger las gafas perfectas-. Y si dice que no, da lo mismo,  porque tú,  lo habrás intentado.

Porque el NO, ya lo tienes!

Si tu trabajo no te divierte, si no te apasiona, si se ha convertido en una pesada losa que ya no te motiva: VETE! 
Querías ser veterinario cuando niño, médico,  paisajista, fotógrafo,  diseñar muebles, o ser payaso!

Busca aquello que te emociona y déjate arrastrar, porque sólo envueltos en la pasión de hacer aquello con lo que disfrutamos,  conseguiremos una vida plena! 

Aún no es tarde para ser la persona que sueñas.

Atrévete a hacer algo inapropiado,  a besar a la mujer de otro, a bañarte desnudo en la playa, ir sin chaqueta ni corbata,  porque sí,  porque ya no puedes hablar con ella sin desearla con cada poro de tu piel, porque te gustaría ser un atún rojo y conocer otros mares, porque te sientes ridículo con este calor y vestido tan formal.

Los besos robados son los mejores.

El mundo es de los valientes. Las guerras no las ganan quienes tienen la mejor de las estrategias, sino aquellos que resisten hasta el final.

Mi plan es sencillo, voy a recorrer el camino, uno nuevo, en busca de la felicidad,  y no importa lo que tarde. Parto consciente de que este puede no ser el camino correcto,  aunque mi objetivo sí que lo es.

Por el camino descubrire cuál es la distancia adecuada hasta tus brazos….

Julietta Bayarinna

Anuncios

5 comentarios sobre “La distancia adecuada….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s