….descalichá 

Sí he de vivir, prefiero hacerlo enamorada – total para dos días que estamos -. Cualquier otra cosa carece de sustancia.  Es como hacer un sofrito y no añadirle una pastilla de caldo concentrado – que sabe Dios que tendrá -, se te queda la salsa como floja,  le falta algo, y todos lo notan a la primera cucharada.

Una persona que no ha conocido el amor, que se ha limitado a ignorar mariposas cada vez que las ha sentido cerca, vive “descalichao”! 

Descalichao: aún hoy, en algunos pueblos de la Provincia de Cádiz,  las paredes se pintan con cal , lo que las mantiene frescas y aisladas de las altas temperaturas, ENCALAR, le llamamos . La cal viva es una sustancia alcalina blanca, ligera y cáustica, que en contacto con el agua se hidrata y desprende calor. Antes de proceder al pintado ó encalado , hay que apagarla con agua, no es necesario que la compres mineral , el agua del grifo es perfecta y te servirá para tu propósito .

…Y una vez que conseguiste apagarme la cal , y soy más líquido que sólido , decides no ser lo que parecías , para fingir serlo en otras paredes , quiza menos gaditanas …

Al paso del tiempo,  la cal se levanta y abomba,  desprendiéndose sola de las paredes,  llenando el suelo de “calicha”.  Cuando el termino se le aplica a una persona,  se refiere a que no está completa,  le faltan trozos de la película que debe cubrirlo,  habitualmente partes del corazón o el cerebro. En casos extremos, puede incluso que ambas cosas a la vez

Cuando llegaste,  

un poquito impuntual,

sólo lo justo,

supe que venías

a encalarme la vida,

y ahí te quedaste,  

solo con las intenciones,  

mal interpretadas. 

Y así me siento sin tí  

descalichá,

 sin sustancia

y con el fondo flojo.

Más que un sofrito

soy un fumé. 

¿No te da rabia conocer a esas personas que parecen,  y luego no son?

Y lo que tanto parecía, se queda en nada. Todos sabemos que las apariencias son engañosas . Sin ir más lejos , tengo algunos bolsos de esos “aparentes”, y otros tantos de los caros , de los buenos . Sin duda alguna, lo barato , termina saliendo caro .

 A mí me supera. Sin buscarlas, sin saber que las necesitabas,  una mañana temprano se plantan en tu ventana y lo llenan todo de flores,  de planes,  de vida, de amor y deseo. De un futuro mágico,  lleno de viajes y besos. O de besos,  amor y viajes. Te llevan a punto de ebullición , esas putas apariencias transforman en sencillo algo de lo más complicado de hacer, y a la misma vez, sin que resulte inversamente proporcional, eclosionas con ellas -con él,  o con ella – cuando ya habías decidido dormitar,  más por daños que por años.

Y estás allí,  cual gatito en la ventana,    cuando aparecen. Todo es bullicio y besos y también abrazos. Dulces, suaves, calientes y a borbotones. Los hay incluso de los que te aprietan tanto que hacen que el corazón se te desborde. Y te encuentras de repente en la olla,  completamente entregada y navegando en un mundo paralelo, excitada y caliente,  y van y desaparecen. ¿Y ahora qué? . Yo es que no lo entiendo . Este tipo de situaciones , que te dejan completamente descalichá , te hacen convertirte en una “pasota”. Pasotismo al poder . Ya no es que no quieras, es que no te crees nada . Si hay tantas personas en el mundo , dispuestas a jugar con los sentimientos , sin que yo diga que sea a propósito , y esto último quiero que conste en acta ,  a este juego de calentamientos planetarios , no juego más . Vas aprendiendo a fuerza de perder la calicha , y de la poca fuerza que te queda en el cubo de cal , no quieres desprenderte , lleva tanto tiempo contigo , que le has cogido cariño , y la verdad es , que para dejarla caer , por un encalador cualquiera , no merece la pena , me la quedo  y que me proteja del frio y del calor , cual armadura,  a contratiempo. 

El tema del amor, se trata tan a la ligera que ya no le damos la importancia ni el lugar que debe tener,  y a pesar de que todos sabemos que trae consigo caricias y espinas. Es dulce, picante, salado y amargo, todo mezclado en una explosión de sabores imposibles,  nos es irresistible cuando el asedio es constante.

Así que me abandono en el limbo del no ser,  del no estar, ese que habita en el País del Olvido,  y si quieres regresar a terminar de descalicharme las paredes para volver a enlacalarlas en primavera,  y dejarlas completamente blancas y dispuestas a reflejar la luz, dispuesto a quedarte por siempre jamás en mis territorios, te dejo una ventana entreabierta,  porque la costumbre al Sur del mundo conocido es ventilar las casas, cuando despiertan… 

Isabel J.

Anuncios

2 comentarios sobre “….descalichá 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s